Cortés FM 105.7 | Cristal FM 88.9

Con más variedad musical

Biden busca arrebatar Florida a Trump e inicia trabajo de campaña en busca de la “sorpresa”

La campaña del presidente Joe Biden dijo que cree que la cuestión del aborto será clave para ayudar a avanzar en el estado dominado por los republicanos y contra todo pronóstico, la campaña de Biden-Harris dice que tiene posibilidades en Florida.

“Debido a nuestra agenda es sólida y ganadora, una coalición amplia y diversa, y debido a nuestra sólida situación financiera, estamos entrando a las elecciones generales con múltiples caminos para obtener 270 votos electorales, algo que el Equipo Trump no puede permitirse. Eso incluye invertir en Florida como un camino hacia la victoria: un estado donde el presidente Biden tiene una historia convincente de resultados, la agenda extrema de Trump y Rick Scott está empeorando la vida de los floridanos y la coalición demócrata está creciendo y fortaleciéndose”, afirmó el equipo de campaña.

Sin embargo, la meta no luce sencilla, pues Donald Trump ha ganado el estado dos veces, y la victoria de casi 20 puntos del gobernador de Florida, Ron DeSantis, en 2022 pareció solidificar el estado como un refugio seguro para los republicanos.

Pero la campaña de Biden dice que tiene un camino hacia la victoria allí en noviembre, basado en gran parte en el lugar único que ocupa el estado en el debate sobre el aborto, y planea contrastar las políticas de la administración con lo que llama la “agenda política tóxica” del Partido Republicano allí.

Biden busca arrebatar Florida a Trump e inicia trabajo de campaña

Aborto, llave de posible victoria

Como fortaleza, el equipo de Biden, cree que el aborto, entre otras cuestiones, le da la capacidad de ser más competitivo en el estado.

El derecho al aborto ocupará un lugar central en las elecciones de Florida en este ciclo. La Corte Suprema de Florida acaba de emitir un fallo que permite que la prohibición casi total del aborto de Ron DeSantis entre en vigor el próximo mes, eliminando el acceso a la atención reproductiva antes de que muchas mujeres siquiera sepan que están embarazadas”.

“Esta nueva y extrema prohibición del aborto, para la cual Donald Trump personalmente allanó el camino, ahora equivaldrá a una prohibición para todo el sudeste del país. Las mujeres que necesitan atención reproductiva en toda la región se enfrentan ahora a la elección entre poner sus vidas en riesgo o viajar cientos o miles de kilómetros para recibir atención médica”, insistió el equipo de campaña.

Es decir, los demócratas esperan que la cuestión del aborto ayude a sus candidatos en Florida a lo largo de las elecciones.

“Nuestra ventaja no es sólo el derecho al aborto. Los republicanos extremos MAGA, siguiendo los pasos de Donald Trump, han hecho de Florida el modelo de su agenda tóxica y perdedora. Estas ideas tóxicas llegaron al escenario nacional cuando DeSantis y Trump se postularon para ver en quien era más MAGA entre sí”.

Incluso, enumeró algunas de las leyes profundamente impopulares aprobadas por la legislatura estatal de la Florida, como la prohibición del aborto y “ahora las víctimas de violación o incesto son obligadas a presentar pruebas para poder acceder a la atención medica”.

“Facilitaron que los delincuentes porten armas y prohibieron libros, reescribieron la historia y atacaron a las comunidades más vulnerables”, continuó el equipo de campaña.

Historial a favor

De acuerdo a la información de campaña, el presidente Biden y la vicepresidenta Harris cuentan con un historial histórico que es popular entre los votantes de Florida, entre los que destaca que Florida lidera la nación en inscripción en la ACA, una ley que Donald Trump se ha comprometido a ponerle un fin, con lo que prometen proteger al Seguro Social y Medicare, reducir los costos de atención médica.

Además, ante la violencia armada, aseguran que, “El presidente Biden aprobó la Ley Bipartidista de Comunidades Seguras, la primera legislación federal importante sobre regulación de armas en tres décadas, para ayudar a mantener las armas fuera del alcance de personas peligrosas”

Florida no es un estado fácil de ganar, pero sí lo es posible para el presidente Biden, especialmente dada la débil campaña que está llevando a cabo Trump, con problemas de liquidez, y las graves vulnerabilidades dentro de su coalición”, explicó Julie Chávez Rodríguez, directora de campaña de Biden.

“Ganar Florida requiere ser estratégico con los recursos, y al mismo tiempo trabajar temprano y con frecuencia para llegar a sus diversos electores. Eso es exactamente lo que está haciendo el equipo Biden-Harris. La semana pasada, anunciamos que incorporaríamos a tres agentes experimentados para liderar nuestra campaña en Florida: Jasmine Burney Clark como directora de campaña estatal y Phillip Jerez y Jackie Lee como asesores principales. Estos estrategas aprovecharán su gran experiencia en el estado para poner a Donald Trump a la defensiva en su estado natal”, sentenció.